Las baterías que nos ayudarán a ahorrar

La carrera por alcanzar una energía barata y ecológica ya ha comenzado, pero pocos son los que a día de hoy tienen posibilidades reales de ofrecer soluciones factibles, sin embargo, ya hay algunos prototipos de baterías que nos ayudarán a ahorrar si salen adelante y no se encuentran con obstáculos legales.

Está claro que depender de fuentes de energía contaminantes, caras y finitas como el carbón o el petróleo, es algo que tiene sus días contados y que hoy por hoy, las energías renovables se presentan como el futuro. Sin embargo, más allá del abastecimiento general que prestan las eléctricas, cada día toman más fuerza las opciones de autoabastecimiento, algo que sería interesante pero que choca de frente con los intereses de las grandes compañías energéticas, lo que supone un muro difícilmente franqueable en países donde la legislación protege a este tipo de compañías.

En este punto del autoabastecimiento se encuentra la compañía norteamericana Tesla Motors, quien además de fabricar algunos de los coches eléctricos más eficientes del mercado, son también los creadores del Powerwall, un sistema de baterías domésticas conectadas a paneles solares y que permiten almacenar hasta 6,4KWh cada una. Gracias a estos acumuladores, los hogares podrían alimentarse durante el día mediante los paneles solares y por las noches con la energía almacenada, lo que permitiría a sus poseedores desengancharse de la red eléctrica. Otra de las principales ventajas de esta tecnología es que, en caso de seguir conectados a una red, durante apagones o cortes de suministro en la red eléctrica, estas baterías servirían de fuente de alimentación de emergencia, permitiéndonos tener luz a pesar del corte general.

Por si esto fuera poco, en caso de que la cantidad de 6,4KWh se nos quedase corta para nuestras necesidades, existe la posibilidad de ampliar nuestro Powerwall con nuevos módulos de estas baterías de ion-litio. Este sistema ya está siendo implantado desde el pasado año en hogares de EE.UU. y durante este año irá ampliando mercado a países como Alemania. Sin embargo, otros como España ya están poniendo trabas legales como gravámenes que encarecen el autoconsumo lo que, aunque no lo prohíbe, sí que reduce el ahorro sustancialmente, lo que desalienta a los consumidores a hacer la inversión que supone solamente por motivos ecológicos o como respaldo.

Precisamente en España, donde este tipo de tecnología puede encontrarse con problemas, se están fabricando otros dispositivos que pretenden rivalizar con el gigante norteamericano Tesla. Se trata de unas baterías elaboradas a base de polímero de grafeno, un material con un elevado grado de conductividad y que pueden acumular hasta un total de 24KWh, lo que nos permitiría abastecer por completo nuestro hogar hasta 16 horas al día. Estas baterías han alcanzado su certificación tras pasar hasta 400 ciclos de carga y descarga del 100% de su capacidad sin verse ésta disminuida.  La empresa responsable de este interesante dispositivo es la española Grabat, que este mes de marzo comienza a fabricar sus productos en Yecla, Murcia. Además de las baterías para el hogar, la compañía fabricará también acumuladores para bicicletas, coches y otros dispositivos.

¿Será esta la 3º revolución industrial, tal y como reza el slogan de Grabat? Esperemos que los gobiernos alienten este tipo de iniciativas por el bien del planeta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *