Claves para elegir los mejores auriculares

Los auriculares son uno de los complementos habituales que se ven a diario en la mayoría de la población.

Existen diferentes tipos de auriculares para las distintas necesidades de uso del consumidor. Los cuatro tipos básicos son:

  • Earphones o auricular de botón. Este tipo de receptor es el más utilizado por las compañías para incluirlo con el dispositivo que venden, ya sea un teléfono móvil, un mp3, etc. Es un receptor pequeño y discreto que se introduce en la cavidad auditiva. Su desventaja es que no son de tamaño regulable y pueden no aislar bien el sonido externo.
  • In-ear. Este auricular se introduce en el canal auditivo. Constan de una almohadilla flexible que sella totalmente el canal y suelen aislar perfectamente el sonido exterior. Una vez en el interior del oído no se mueven y esto evita que se caigan con el movimiento de la persona que los porta.
  • Supraaurales. Estos receptores son más grandes y constan de una diadema para sujetarlos. Ofrecen una buena calidad de sonido. La característica de este auricular es que se adapta y se “apoya” sobre la oreja.
  • Circumaurales. Estos auriculares ofrecen la mejor calidad de sonido y aislamiento. Constan de una diadema para sujeción y una almohadilla que rodea completamente la oreja. Esta almohadilla proporciona un total aislamiento del sonido exterior.

Los avances tecnológicos han conseguido diseñar algunos tipos de auriculares con cancelación de ruido. Este tipo de receptores están diseñados para conseguir que el ruido o sonido exterior no interfiera con lo que estamos escuchando a través del altavoz del auricular. Se basa en un sistema de micrófonos que detectan ese sonido no deseado y, a través de una serie de ondas, repelen tal sonido para que se pueda seguir escuchando lo que se desea.

Cada tipo de auricular puede vincularse con una actividad, pero será el consumidor quién decida cuándo y cómo quiere utilizar el auricular pertinente.

Para cada una de las tareas y rutinas cotidianas de las personas pueden recomendarse un tipo de receptor.

  • Hacer deporte. El auricular in-ear puede ser el más recomendable para la práctica de ejercicio físico. Dado su pequeño tamaño y adaptabilidad al canal auditivo hace que no se caiga. Añadido a la buena calidad de sonido hace que este auricular sea recomendable para la práctica deportiva.
  • Viajar en transporte público. Esta rutina diaria que realiza un gran porcentaje de la población puede hacerse más llevadera cuando se disfruta de la música. En esta actividad tan “delicada” son constantes los ruidos molestos provenientes del entorno. Son recomendables unos cascos con diadema y preferiblemente circumaurales para que pueda aislarse bien el sonido del exterior. Para las personas que prefieren mayor comodidad, los auriculares in-ear pueden proporcionar el aislamiento pero con el hándicap de que se puede perder calidad en el sonido.
  • Tareas del hogar. Para las personas que quieren disfrutar de la privacidad de sonido que ofrecen los auriculares mientras realizan las tareas del hogar, es recomendable el uso de unos auriculares cómodos y fáciles de poner y quitar. Podría valer cualquier tipo de receptor pero principalmente auriculares in-ear o supraaurales pueden ser los más adecuados para las personas que se dedican a realizar sus labores en el hogar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *